PODRÁS USAR EL IPHONE DEBAJO DEL AGUA:

Apple ha conseguido una nueva patente de la Oficina de Patentes y Marcas de EEUU llamada «Modificación de la funcionalidad de un dispositivo electrónico durante un evento de exposición a la humedad.»

De esta manera nuestro teléfono sería capaz de detectar el nivel de humedad en tres fases: lluvia ligera, lluvia intensa o bajo el agua. La pantalla se adaptaría de manera que pasaría a responder según la presión para evitar los falsos contactos y los botones se harían más grandes para poder utilizarlos mejor.

Esta novedad puede llegar o quedarse en experimento ya que muchas veces las empresas patentan y hacen pruebas pero no siempre llegan a puerto. Esperaremos a ver esta nueva función en un futuro no muy lejano.